Para desalentar las trampas, las escuelas secundarias y las universidades limitan los dispositivos que se pueden incluir en un examen, y requieren que los estudiantes usen calculadoras muy básicas si se trata de matemáticas.

Pero eso no significa que hacer trampa sea imposible, solo requiere un esfuerzo considerablemente mayor, como actualizar una calculadora Casio para que tenga una pantalla secreta, wifi e incluso funcionalidad de mensajería.

Neutrino de YouTube se dio cuenta de que el pequeño panel solar que ayuda a alimentar su calculadora científica Casio fx-991MS tenía aproximadamente el mismo tamaño que una pequeña pantalla OLED, que se parecía más o menos a una célula solar mientras estaba apagada.

Pero en lugar de simplemente abrir el dispositivo para actualizarlo con una segunda pantalla, llevó el truco varios pasos más allá, agregando un módulo wifi ESP8266 y una batería recargable sin modificar la apariencia física del Casio.

Wifi parece una actualización inútil para una calculadora que en realidad no puede programar, pero la electrónica agregada permitió a Neutrino agregar una funcionalidad inteligente a esta Casio, incluida la capacidad de obtener datos precargados de la plataforma de desarrollo móvil Firebase.

Eso podría ser cualquier cosa, desde fórmulas para un examen de física, citas para un examen de inglés, o realmente cualquier cosa que crea que podría ayudar a garantizar una buena nota.

El truco incluso le da a la calculadora una función de chat rudimentaria, con preguntas y respuestas preprogramadas.

Pero, ¿cómo navega el usuario de forma encubierta por las nuevas capacidades de la Casio sin llamar la atención?

En lugar de hacerse cargo del teclado de la calculadora, que podría haber limitado o neutralizado su capacidad para descifrar números, Neutrino ideó una interfaz inteligente que utiliza sensores e imanes ocultos.

Un pequeño imán escondido en la tapa de un bolígrafo o debajo del borrador de un lápiz activa un interruptor de láminas simple que enciende la pantalla OLED, mientras que un sensor de efecto hall más sensible, que puede detectar la intensidad de un campo magnético, permite navegar por los menús, elementos que se seleccionarán y contenido que se desplazará usando una serie de toques cortos, largos e incluso múltiples en el borde superior de la calculadora.

La ejecución aquí es notablemente inteligente, pero está lejos de ser un truco rápido, y el tiempo dedicado a ensamblarlo y programarlo podría haber sido mejor dedicado a estudiar…dirían los padres.

Fuente: Gizmodo

Tomado de: PDM

Califique nuestro contenido
[Total: 0 Promedio: 0]
Compartir en:
Ing. Evelio Carmenate Cisneros

Por Ing. Evelio Carmenate Cisneros

Especialista Superior de Salud en la Dirección de Informática y Comunicaciones del Ministerio de Salud Pública de Cuba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *