Profundo cambio de estrategia el que planteará Apple de cara al futuro iPhone 7. Y es que, el próximo smartphone la marca de la manzana podría implementar módems y procesadores de Intel, siempre que las negociaciones entre ambas compañías lleguen a buen puerto.

Tal y como desvela el portal VentureBeat, el aspecto del módem es el que más avanzado está y, de hecho, Intel habría contratado ya a 1.000 nuevos ingenieros para fabricarlo. Se trataría del Intel 7360 LTE, un módem que comenzará a fabricarse este mismo año y al que los fabricantes de terminales podrán acceder en el primer trimestre de 2016.

Hasta ahora, Qualcomm era el suministrador oficial de la tecnología LTE para los iPhone de Apple. Actualmente, tanto el iPhone 6s como el iPhone 6s Plus cuentan con módems Qualcomm 9X45 LTE.

Intel también podría ocuparse del procesador del iPhone

Pero Apple no se queda ahí y está dispuesta a abandonar a sus dos tradicionales suministradores de procesadores para sus móviles y tablets (Samsung y TSMC) en favor de Intel, compañía que le habría prometido chips con mayor eficiencia energética y menor tamaño.

De llegarse a este acuerdo, Apple seguiría encargándose del diseño del procesador e Intel se ocuparía de su fabricación, tal y como ya viene sucediendo con TSMC y Samsung.

En este caso, el cambio estaría motivado por el proceso de fabricación de los chips: mientras que los dos suministradores actuales producen los procesadores en un proceso de 20 nm, Intel es capaz de hacerlo en 14 nm… e incluso se rumorea que en 10 nm. Esta diferencia permitiría producir chips más densos y fiables para el iPhone.

El horizonte: un chip “todo en uno”

Y para finalizar, la guinda del pastel: Apple busca a corto plazo construir un único chip que integre tanto el procesador como el módem LTE. Esta idea, que ya se ha plasmado en el chip S1 que monta el Apple Watch, permitiría reducir el espacio ocupado por estos elementos dentro del terminal, reduciendo su tamaño o permitiendo ampliar el espacio ocupado por otros ‘items’, como la batería.

605-Intel-

Asimismo, la unión de procesador y módem LTE permitiría, teóricamente, una mayor eficiencia energética y una mayor velocidad. De incluir esta tecnología en los nuevos iPhone 7 (que saldrán al mercado presumiblemente en septiembre de 2016), Apple daría un serio golpe sobre la mesa al dar respuesta a dos de las quejas más frecuentes de los usuarios de smartphones: batería y velocidad.

Fuente | ticbeat.com

Califique nuestro contenido
[Total: 0 Promedio: 0]
Compartir en:
mandy

Por mandy

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *